Pintando la casa

Sigue estos consejos antes de pintar tu hogar

persona evitando la oxidación con pintura

Pintar tu casa es un proceso que requiere de mucha paciencia y concentración. Antes de poner manos a la obra, primero hay que valorar si se necesita hacer una limpieza profunda. Toma en cuenta estos trucos, consejos y recomendaciones que te brindamos en este blog, pues te serán de gran ayuda en tu próximo trabajo de remodelación.

Adquiere en este hot sale 2021 la pintura con mayor calidad y obtén las mejores promociones del 24 al 31 de mayo.

Retira la suciedad excesiva de tu casa

La mayoría de las casas tienen que lavarse primero y posteriormente pintarse. Si quieres comprobar si tu casa tiene mucha suciedad, tan solo pasa un paño blanco y serás testigo de años o incluso décadas de hollín y polvo gris acumulados. Incluso en los proyectos de pintura más desesperados, se recomienda lavar la casa primero.

Lavar tu casa a mano es sin duda la forma más efectiva de quitar la suciedad. Si tienes una lavadora a presión, rocía la casa dos veces. Primero, límpiala con una solución jabonosa, luego enjuágala con agua limpia. Si no tienes una lavadora a presión, puedes utilizar una manguera.

En cualquier caso, los principales objetivos son eliminar los grandes residuos de basura, polvo y telarañas.

Imprime si es necesario

¿Tu casa necesita una capa completa de imprimación antes de aplicar la pintura? Tal vez no.

Cuando la pintura esté en buenas condiciones y vuelvas a pintar del mismo color, no deberá ser necesario aplicar imprimación.

Sin embargo, las áreas problemáticas requerirán una imprimación. Madera, resanador para madera, áreas manchadas de óxido: todo debe imprimarse. Si solo tienes áreas desnudas, un litro de imprimación para exteriores será suficiente.

Las áreas imprimadas se mostrarán a través de la pintura. Por lo tanto, a menos que tu capa superior sea de color blanco puro, es posible que debas aplicar una capa adicional de pintura solo para ocultar la imprimación de pintura que está de color más claro.

Pinta tu casa del mismo color

Al cambiar el color exterior de la casa, aumenta significativamente la cantidad de trabajo si la nueva capa es más ligera que la capa existente. Sin embargo, esas áreas se mezclan cuando pintas del mismo color.

Si no conoces el color actual de la casa, busca un área de pintura descascarada, sácala y llévala a una tienda de pintura. Si no hay pintura descascarada, retira un artículo pintado, tal vez una moldura. Si deseas cambiar el color, considera hacer el nuevo color más oscuro que el actual. Usar el mismo color o un color más oscuro, facilita la aplicación de una sola capa.

Así que ya sabes, toma en cuenta estos tips antes de tu próxima remodelación para que el resultado final sea extraordinario y, sobre todo, para que no trabajes en vano.

También te puede interesar: ¿Cómo utilizar colores cálidos o fríos en tu hogar?